¿Qué es la vida?

Esta entrada invitada la escribió Ma. Fernanda López, estudiante de biología de la Facultad de Ciencias de la UNAM. Además de un gran conocimiento de biología, tiene un gran talento artístico, y cabe señalar que ella misma es la autora del logo del Imperio.

Una vez mi profesor de la materia de biología de plantas, el doctor Ramiro Cruz, nos preguntó en una clase, “Alguien de ustedes puede definir qué es la vida?” Ante el silencio y algunas risas y quejas de los presentes, respondió “¿Entonces le están dedicando al menos cuatro años de carrera y el resto de su vida profesional a una cosa que no saben ni qué es?”

Aunque pueda parecer absurdo y ridiculizante para los estudiantes de biología de esa clase, esa pregunta no resulta tan fácil de responder.

Así que busqué un diccionario y encontré la siguiente definición:

life
1. the condition that distinguishes animals and plants from inorganic matter, including the capacity for growth, functional activity, and continual change preceding death.(1)

La condición que distingue a los animales y a las plantas de la materia inorgánica, incluyendo la capacidad de crecimiento, actividad funcional y cambio continuo precediendo la muerte.

Esta definición puede resultar útil para algunas circunstancias, pero es claro que sería un error acatarnos a ella y a cualquier otra definición que me encuentre. A través de varias disciplinas de la ciencia, hemos descubierto que los seres vivos son entidades autónomas que se auto-replican y tienen la capacidad de evolucionar, todo esto a través de diversos mecanismos que se llevan a cabo gracias a las propiedades intrínsecas de la materia. Muchas de las características que se han utilizado para definir la vida también se encuentran en sistemas que no son biológicos. Los científicos que han estudiado el origen de la vida, han tratado identificar aquellas etapas o procesos que hicieron que de algo inorgánico, se dieran bacterias y elefantes. A lo largo de la historia se han estudiado y realizado experimentos sobre algunos sistemas inorgánicos que tienen comportamientos similares a los seres vivos, como son las micelas y liposomas auto-replicantes de Pier Luigi Luisi. Éstas son vesículas sintéticas formadas por ácido caprílico, una grasa natural, conteniendo hidróxido de litio y estabilizadas con un derivado del ácido octanoico, y son capaces de catalizar la hidrólisis del caprilato de etilo. El ácido caprílico resultante es incorporado en las paredes de las micelas, resultando en su crecimiento y eventualmente, a su fragmentación, la cual produce nuevas “generaciones” de vesículas. En términos prácticos y dejando fuera nombres de compuestos rimbombantes, éstas micelas crecen y se reproducen activamente. Observando esto, no resultaría descabellado pensar que estas micelas son muy similares a una célula y podrían estar vivas.

Las micelas tienen una constitución hidrofóbica (insoluble en agua) en el centro e hidrofílica (soluble en agua) por fuera. Las micelas pueden incorporar más moléculas de los lípidos que las componen y de esta forma crecer y eventualmente partirse para dar lugar a dos micelas nuevas. Suena sospechosamente familiar, ¿no?

Pongamos el ejemplo polémico de los virus. Los virus se reproducen, tienen una actividad funcional, cambian continuamente –a través de mutaciones e intercambio genético–, e incluso “muere” si utilizas radiación o rociando productos caseros de limpieza. ¿Está vivo un virus o no? Si decimos que está vivo, estamos admitiendo que unas capsulitas contenedoras de material genético están vivas, aunque no puedan reproducirse entre sí sin necesitar una célula huésped, o ¿Quizá sólo están vivos cuando nos infectan? Tratar de responder con un sí o un no resulta absurdo y no tener sentido en este punto.

Sin embargo, esto no significa que acabemos en crisis cada vez que nos preguntemos si algo está vivo o no. El Doctor Antonio Lazcano nos dejó claro este problema cuando nos presentó la paradoja de sorites en una de sus clases, la cual trata de lo siguiente: si se tiene un montón de piedras, y se va quitando piedra por piedra, ¿Cuándo deja de ser un montón de piedras? Si analizamos el problema, podemos establecer estas propiedades.

1. Dos o tres piedras no son un montón.
2. Un millón de piedras sí son un montón.
3. Si n piedras no forman un montón, tampoco lo serán (n+1) piedras.
4. Si n piedras son un montón, también lo serán (n−1) piedras.

Lo que muestra esta paradoja es que las propiedades de un montón de piedras resultan contradictorias. Esto es porque no se puede afirmar un límite claro entre lo que es un montón y lo que no es un montón. Lo mismo ocurre con tratar de afirmar un límite entre lo inerte y lo vivo.

En conclusión, la vida no puede definirse con exactitud porque se trata de un proceso dinámico. En términos básicos, la vida es un sistema, y no es posible hallar un punto crítico de transición en un sistema. Lo que se ha visto en los sistemas vivos que no se ha encontrado en sistemas inorgánicos, es que sin importar su complejidad, todos los seres vivos han sido formados por una extensa historia evolutiva, es decir, que los seres vivos son sistemas que al reproducirse, transmiten información, lo que conocemos como herencia. La transición de reacciones puramente químicas a entidades autónomas que se auto-replican y tienen la capacidad de evolucionar es lo que marca la aparición de la vida. En el caso de los virus, me atrevo a decir que es más adecuado proponer que los virus forman parte de ese proceso de transición no puntual entre lo inerte y lo vivo, y que su aparición pudo haber ocurrido antes o después de las primeras formas de vida. Algo así como zombies.

Referencias:

(1)English Dictionary © 2008 Oxford University Press

A. Lazcano, What is Life? A Brief Historical Overview, CHEMISTRY & BIODIVERSITY – Vol. 5 (2008)
© 2008 Verlag Helvetica Chimica Acta AG, Zürich

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s